The Cathedral of St. Philip - Atlanta, GA

Servicios en Español

Segundo Domingo de Pascua 
11 abril 2021

 

PALABRA DE DIOS 

 

Todos de pie, Celebrante dice: ¡Aleluya! Cristo ha resucitado.
Pueblo: ¡Es verdad! El Señor ha resucitado. ¡Aleluya!

Celebrante: Dios omnipotente, para quien todos los corazones están manifiestos, todos los deseos son conocidos y ningún secreto se halla encubierto: Purifica los pensamientos de nuestros corazones por la inspiración de tu Santo Espíritu, para que perfectamente te amemos y dignamente proclamemos la grandeza de tu santo Nombre; por Cristo nuestro Señor. Amén.

 

Vienen con Alegria (#545)

 

Vienen con alegría, Señor,
cantando vienen con alegria, Señor,
los que caminan por la vida, Señor,
sembrando tu paz y amor. (bis)

Vienen trayendo la esperanza
a un mundo cargado de ansiedad,
un mundo que busca y 
que no alcanza
caminos de amor y de amistad.

Vienen trayendo entre sus manos
esfuerzos de hermanos por la paz,
deseos de un mundo más humano
que nacen del bien y la verdad.

 

Colecta de día

 

Celebrante: El Señor sea con ustedes. 
Pueblo: Y con tu espíritu. 
Celebrante: Oremos. 
Dios todopoderoso y eterno, que en el misterio Pascual has establecido el nuevo pacto de la reconciliación: Concede a todos los que nacen de nuevo en la comunión del Cuerpo de Cristo que manifiesten en sus vidas lo que por fe profesan; por Jesucristo nuestro Señor, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

 

Primera Lectura
Hechos 4:32–35

Lectura del Libro de los Hechos de los Apóstoles

Todos los creyentes, que eran muchos, pensaban y sentían de la misma manera. Ninguno decía que sus cosas fueran solamente suyas, sino que eran de todos. Los apóstoles seguían dando un poderoso testimonio de la resurrección del Señor Jesús, y Dios los bendecía mucho a todos. No había entre ellos ningún necesitado, porque quienes tenían terrenos o casas, los vendían, y el dinero lo ponían a disposición de los apóstoles, para repartirlo entre todos según las necesidades de cada uno. 

Palabra del Señor.
Demos gracias a Dios.

 

Salmo 133
Ecce, quam bonum!

    1     ¡Oh cuán bueno y agradable es *
            convivir los hermanos en unidad!

    2     Es como el buen óleo sobre la cabeza, *
            el cual desciende sobre la barba,

    3     Sobre la barba de Aarón, *
            y baja hasta el collar de sus vestiduras.

    4     Es como el rocío del Hermón, *
            que desciende sobre los montes de Sión;

    5     Porque allí manda el Señor la bendición: *
            la vida por siempre jamás.

 

El Evangelio
San Juan 20:19-31

El Santo Evangelio de Nuestro Señor Jesucristo según San Juan
¡Gloria a ti, Cristo Señor! 

Al llegar la noche de aquel mismo día, el primero de la semana, los discípulos se habían reunido con las puertas cerradas por miedo a las autoridades judías. Jesús entró y, poniéndose en medio de los discípulos, los saludó diciendo: ¡Paz a ustedes! 
Dicho esto, les mostró las manos y el costado. Y ellos se alegraron de ver al Señor. Luego Jesús les dijo otra vez: ¡Paz a ustedes! Como el Padre me envió a mí, así yo los envío a ustedes. 
Y sopló sobre ellos, y les dijo: Reciban el Espíritu Santo. A quienes ustedes perdonen los pecados, les quedarán perdonados; y a quienes no se los perdonen, les quedarán sin perdonar. 
Tomás, uno de los doce discípulos, al que llamaban el Gemelo, no estaba con ellos cuando llegó Jesús. Después los otros discípulos le dijeron: Hemos visto al Señor. 
Pero Tomás les contestó: Si no veo en sus manos las heridas de los clavos, y si no meto mi dedo en ellas y mi mano en su costado, no lo podré creer. 
Ocho días después, los discípulos se habían reunido de nuevo en una casa, y esta vez Tomás estaba también. Tenían las puertas cerradas, pero Jesús entró, se puso en medio de ellos y los saludó, diciendo: ¡Paz a ustedes! 
Luego dijo a Tomás: Mete aquí tu dedo, y mira mis manos; y trae tu mano y métela en mi costado. No seas incrédulo; ¡cree! 
Tomás entonces exclamó: ¡Mi Señor y mi Dios! 
Jesús le dijo: ¿Crees porque me has visto? ¡Dichosos los que creen sin haber visto! 
Jesús hizo muchas otras señales milagrosas delante de sus discípulos, las cuales no están escritas en este libro. Pero éstas se han escrito para que ustedes crean que Jesús es el Mesías, el Hijo de Dios, y para que creyendo tengan vida por medio de él.

El Evangelio del Señor. 
Te alabamos, Cristo Señor.

 

Homilía por La Rev. Holder

 

Oraciones de los Fieles

Celebrante: Oremos por la igesia y por el mundo.

Intercesor: Padre, te suplicamos por tu santa Iglesia Católica.
Todos: Que todos seamos uno.

Intercesor: Concede que todos los miembros de la Iglesia te sirvan en verdad y humildad.
Todos: Que tu Nombre sea glorificado por todo el género humano.

Intercesor: Te pedimos por todos los obispos, presbíteros y diáconos.
Todos: Que sean fieles ministros de tu Palabra y Sacramentos.

Intercesor: Te pedimos por cuantos gobiernan y ejercen autoridad en todas las naciones del mundo.
Todos: Que haya justicia y paz en la tierra.

Intercesor: Danos gracia para hacer tu voluntad en todo cuanto emprendamos.
Todos: Que nuestras obras sean agradables a tus ojos.

Intercesor: Ten compasión de los que sufren de dolor o angustia.
Todos: Que sean librados de sus aflicciones.

Intercesor: Otorga descanso eterno a los difuntos.
Todos: Que sobre ellos resplandezca la luz perpetua.

Intercesor: Te alabamos por tus santos que han entrado en el gozo del Señor.
Todos: Que también nosotros tengamos parte en tu reino celestial.

Intercesor: Oremos por nuestras necesidades y las necesidades de los demás.

Pausa. El Pueblo puede añadir sus propias peticiones.

El Celebrante añade una Colecta final.
Oh Señor y Dios nuestro, acepta las fervientes plegarias de tu pueblo; en la multitud de tus piedades, vuelve tus ojos compasivos hacia nosotros y a cuantos acuden a ti por socorro, pues tú eres bondadoso, oh amante de las almas; y a ti rendimos gloria, Padre, Hijo y Espíritu Santo, ahora y por siempre. Amén.

Celebrante: Confesemos nuestros pecados contra Dios y contra nuestro prójimo. Puede guardarse un período de silencio. 

Ministro y Pueblo: Dios de misericordia, confesamos que hemos pecado contra ti por pensamiento, palabra y obra, por lo que hemos hecho y lo que hemos dejado de hacer. No te hemos amado con todo el corazón; no hemos amado a nuestro prójimo como a nosotros mismos. Sincera y humildemente nos arrepentimos. Por amor de tu Hijo Jesucristo, ten piedad de nosotros y perdónanos; así tu voluntad será nuestra alegría y andaremos por tus caminos, para gloria de tu Nombre. Amén

El Ministro dice: Dios omnipotente tenga misericordia de nosotros, perdone todos nos pecados por Jesucristo nuestro Señor, nos fortalezca en toda bondad y, por el poder del Espíritu Santo, nos conserve en la vida eterna. Amén. 

 

La Paz

Celebrante: La paz del Señor sea siempre con ustedes. 
Pueblo: Y con tu espíritu.

 

Avisos

 

Aquellos por quienes se han pedido oraciones:

Para necesidades inmediatas: David Elmore, Francis Powers

Oraciones a largo plazo: R. Huntley Allen, Penny Barnett, Edgar & Judith Beach, Perry Benton, Virginia Bicksler, Heather Clark, Sharon Crews, Lynne D’Huyvetter, Terry Dornbush, Sarah duBignon, Deborah Ellington, Dan Elson, Jane Jones, Louise Kan, Lisa Krysiak, Sandy Land, Carol McDonald, Glenn Miller, Ashley Minear, Royce Mitchell, Laura Moore, Susan Myers, Charlie Neal, Linus Nickel, Marion Palmore, Beth Pitzer, Joann Lewis Pobst, Garry Pryor, Rowland Radford, Rubye & Wayne Reid, Lorraine Reynolds, Agnes Elizabeth Robertson, Louis “Skip” Schueddig, Linda Stallcup, Tommy Truesdale, Ron Wallace, Faye Van Winkle

Para familiares y amigos: Bettina Bass, Bella Bond, David Bond, Ethan Bortner, Andrew Clark, Vickie & Bob Coffman, Marie Corrigan, Ava Corroon, Apryl Roberts Cox, Robyn Kim Crennan, Carleton Fuller, Patricia Plummer Glowatsky, Cadel Ingraham, G.K. Johnson, Vivian Johnson, Stephen Jones, Robin Kemp, Grace Lawson, Pete Livezey, Lauren Makhlouf, Pat Martin, Marge Massey, Michelle Maxwell, Katie McRae, Betsy Moore, Mary Nelson, Steven Norman, Bella Emerson Plummer, Courtney Rosenthal, James Sands, Pansy & Mitch Simonds, Cindy Snell, Paul Sturtz, Caroline Southerland, Tina Susco, Yvonne Tate, Family of Steven Taylor, Pierson Thames, Jeffrey Thomas, Wayne Thurman, Olive Toy, Roger Traylor, Whit A. Wright, Hollis Youngner

 

Santa Comunión

Celebrante: Padre todopoderoso, cuyo amado Hijo, en la víspera de su padecimiento, instituyó el Sacramento de su Cuerpo y su Sangre: Concédenos, en tu misericordia, que lo recibamos con gratitud como memorial de Jesucristo nuestro Señor, que en estos santos misterios nos da una prenda de la vida eterna; quien vive ahora y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Celebrante: Oremos como nuestro Salvador Cristo nos enseñó.

Padre nuestro que estás en el cielo,
santificado sea tu Nombre,
venga tu reino, hágase tu voluntad,
en la tierra como en el cielo,
Danos hoy nuestro pan de cada día,
Perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos
a los que nos ofenden.
No nos dejes caer en tentación
y líbranos del mal.
Porque tuyo es el reino, tuyo es el poder,
Y tuya es la Gloria, ahora y por siempre.  Amen.

 

Celebrante: Los Dones de Dios, para el Pueblo de Dios

 

La administración de la comunión del sacramento reservado

 

La oración de poscomunión

Padre bondadoso, te alabamos y te damos gracias por esta Santa Comunión del Cuerpo de tu amado Hijo Jesucristo, prenda de nuestra redención; y te suplicamos que ésta nos traiga el perdón de nuestros pecados, fortaleza en nuestra debilidad, y salvación eterna; por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

 

Oración de San Juan Crisóstomo 

Dios todopoderoso, que nos diste la gracia para unirnos en este momento, a fin de ofrecerte nuestras súplicas en común; y que, por tu muy amado Hijo, nos prometiste que, cuando dos o tres se congregan en su Nombre, tú estarás en medio de ellos: Realiza ahora, Señor, nuestros deseos y peticiones como mejor nos convenga; y concédenos en este mundo el conocimiento de tu verdad y en el venidero, la vida eterna. Amén.

 

Resuscito (#367)

Resucitó, resucitó, resucitó, aleluya.
Aleluya, aleluya, aleluya, resucitó.

 La muerte ¿dónde está la muerte?
¿Dónde está mi muerte?
¿Dónde su victoria?

Gracias sean dadas al Padre
que nos pasó a su reino
donde se vive de amor.

 

La Bendición

 Y la bendición de Dios omnipotente, 
el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, 
sea con nosotros y more con nosotros eternamente. Amén. 

 

Celebrante: Salgamos en el nombre de Cristo. ¡Aleluya! ¡Aleluya!
Pueblo: Gracias a Dios. ¡Aleluya! ¡Aleluya!